29 de septiembre de 2017

FERIA CULTURAL: CONOCIENDO TUS RAICES


Los trabajadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia y la Delegación Sindical, conocida, -desde la creación de la Secretaria de Cultura- como Sección Hidalgo, organizamos un encuentro artístico-cultural llamado “Conociendo tus Raíces”. Se trata de la primera feria cultural, dedicada exclusivamente a convivir con la ciudadanía a través del arte y el patrimonio cultural. Muchas organizaciones civiles o sindicales se manifiestan a su modo, que además es muy válido. Empero, los trabajadores de la cultura nos expresamos ante la sociedad con lo que sabemos hacer: investigación, conservación y difusión del patrimonio cultural inmaterial y tangible, eso se hizo través de conferencias, talleres y otras actividades donde participa activamente la comunidad, es un lugar y momento idóneo donde la gente se involucra y aprende sobre nuestra materia de trabajo y no solamente es un receptor de nuestras demandas, las principales de ellas tienen que ver con la defensa y preservación de nuestra muy vasta riqueza patrimonial. Creo que algunos trabajadores celosos, no vivimos del patrimonio sino vivimos, para el patrimonio cultural. Y es que, conocerlo, es amarlo.
El gusto y satisfacción de elaborar una reproducción prehispánica en barro, no únicamente se da entre niños, también los adultos gozan al ver como de sus manos ansiosas, tímidas al principio, pero decididas al final, con paciencia y utilizando todos los sentidos, brota, nace,  una creación que aunque pequeña, emblemática al fin. El ser humano es un creador y transformador por excelencia y esto se ha visto en todas las culturas del mundo, incluso entre las más antiguas.
Creo que esta es la pedagogía moderna, aprender jugando o sin darse cuenta. Por ejemplo, en la actividad” Pintando tu Atlante”, se libera la imaginación, pero paralelamente se aprende mucho sobre un guerrero tolteca y cuáles eran sus atributos iconográficos.
También se combinan el pasado con el presente, es decir los simbolismos y manifestaciones que algunos los ven como arte y otros como rituales o actitudes religiosas, me refiero concretamente a los tatuajes. Es divertido jugar aprendiendo o aprendiendo jugando, (aunque yo recomiendo no usar gerundios, nuestra lengua es muy rica para bajarla a esa simplicidad).

La fotografía es la magia de estos últimos siglos. Yo no creo que los aviones con ese gran peso, vuelen, ni que se pueda perpetuar una sonrisa en un papel. Sin embargo se da, y la fotografía y el cine, son una forma atrevida de retar al tiempo, es atrapar un instante sentido y vivido para después enjaularlo para siempre en una imagen. (“Para siempre” es un decir, sabemos que todo es polvo cósmico, pero el hombre intenta calmar a los dioses del tiempo y del olvido a través de técnicas que nos consuelan por cierto tiempo, es, por decirlo así, una medicina temporal para no morir). Este taller corrió a cargo de la Fototeca Nacional del INAH, cuya sede es Tuzópolis, mejor conocida como Pachuca. Somos recuperadores de memoria. Topos que buscan vida entre los escombros.
También hubo, dentro de la parte lúdica, (que en realidad todo para mí es un gozo, si se usa la imaginación y si se piensa y creemos que jugamos en todo y para todo), algunos juegos tradicionales. Me gusta mucho ver niños jugar al trompo, adultos saltar la cuerda, ¡camaradería finalmente!

Admiro mucho y agradezco a todos mis compañeros de trabajo su aportación y creatividad. Admiro su entusiasmo, su fe y no solamente a los de Hidalgo, también a los del estado de Guerrero que llegaron con más voluntad que recursos. A mis hermanos del estado de Morelos, que desafortunadamente no pudieron estar en esta feria cultural, debido a los desastres naturales conocidos por todos. A ellos y a todos los que padecieron estas sacudidas sociales y económicas, nuestro apoyo fraterno y solidaridad sincera. 
También alzó la mano la sección sindical más numerosa de todo el país,  la de Ciudad de México, nuestros admirados compañeros siempre se han caracterizado por liderear al gremio, por ser combativos, críticos, propositivos; y ellos fueron los que organizaron en primera instancia, la feria cultural, que ahora se replicó en nuestra entidad. También nos regalaron playeras y apoyaron en la logística.
Da gusto ver camiones llenos de trabajadores que visitan la vieja ciudad minera, casi olvidada, -no, mejor dicho, maltratada por sus gobiernos-, que nos visitan, como muestra de solidaridad fraterna. A mí, (que tuve el privilegio de ser el maestro de ceremonias de todo el evento), se acercaron algunos compañeros para preguntarme donde podrían comprar los famosos pastes. ¡¡Hay tantos lugares!!
En la parte artística me sedujo el grupo de baile de jubilados del ISSSTE -en lo tocante a la parte de danzón-. Y es que las damas del ballet, SÍ que saben bailar y disfrutar;  muestran su hermosa boca en movimiento, que probablemente sea el arma más poderosa con la que Dios dotó a la mujer para dominar al mundo: la sonrisa, además de que a mí el danzón, me enloquece. El grupo de baile hizo una ejecución extremadamente estética e impecable que se dividió en tres bloques: Toda una época. Danzones; Baile de siempre. Mambo y Chachá; Baile de siempre. Salsa y cumbia. ¡Ya quisiera yo el 20% de su actitud!
Me embelesó el Grupo de Cuerdas “Raíces”, exquisito. Perfecto. Mi corazón latió más rápido cuando interpretaron la pieza “La bruja” y de hecho el tema “Luz de luna”, ya lo subí a mi canal de Youtube. https://www.youtube.com/watch?v=IS6iZxLW5Gk
Dentro del protocolo y ceremonial, tuvimos invitados especiales: Irma García, Secretaria de Organización del Sindicato Nacional Democrático de Trabajadores de la Secretaría de Cultura, Sección Guerrero, Ana Daría del Carmen Torres, directora del Centro Histórico de Pachuca, que asistió en representación de la presidenta municipal, Yolanda Tellería, Javier Velasco, de la coordinación Pachuca del SNTE, en representación de Luis Enrique Morales, secretario general, Elvia Sierra, directora de Formación Cultural de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo, así como otras personalidades de la SEPH, FEDESSP y la SAGARPA.
El saludo oficial corrió a cargo del Mtro. Juan José Arias, delegado del Centro INAH Hidalgo, y la inauguración la hizo el restaurador Santiago Soto, Secretario General del Sindicato Nacional Democrático de Trabajadores de la Secretaría de Cultura, Sección Hidalgo.
De todo esto se produce una concientización, los trabajadores del INAH somos aliados de lo positivo, amigos de los valores y de la identidad y el gran orgullo de ser mexicano. ¡Somos INAH y luchamos por lo que creemos!
Y bueno, ya al final, hubo un convivio gastronómico con quesadillas, elotes, barbacoa y un delicioso pulque, curado de guayaba, que ¡era huérfano! Creo difícil volver a vivir otro momento parecido y tan bonito. Saludos especiales  a todos mis compañeros trabajadores y al comité sindical.
¡UNIDOS Y ORGANIZADOS VENCEREMOS!





4 comentarios:

Carmen Tejeda dijo...

Da gusto ver que se llevó a cabo un evento cultural sobre música folclórica, ya que resalta el valor De nuestro patrimonio. Me fascinaria que me invitarán.

Álvaro Ávila Cruz dijo...

Cordialmente invitada. Dame tu número y me comunico. Muchas gracias!

Anónimo dijo...

Felicitaciones por invitar a la sociedad, y aún cuando muchos no nos enteramos el lugar es muy transitado, así que sin pensarlo muchos disfrutaron tan atinado evento, a muchos nos encantan la cultura solo que está muy descuidada y olvidada. Un aplauso a los organizadores por aplicar correctamente recursos para los fines que fueron destinados, a los que no asistimos esperaremos la próxima feria cultural.

Álvaro Ávila Cruz dijo...

Muchas gracias! Esto se hace con el alma!